domingo, 17 de marzo de 2013

En busca de la igualdad real


    Ya pasó el 8 de marzo, Día Internacional de la Mujer, pero la igualdad real es todavía un objetivo por el que trabajar todos los días. Por eso, creo que deberíamos de reflexionar acerca de lo concreto, de lo que realmente pasa. Por ejemplo, aunque es indudable que se han producido avances muy importantes en todos los órdenes, si nos fijamos en cómo reaccionan muchos jóvenes ante las relaciones con el otro sexo, comprobamos que aún queda mucho camino por andar.

    En un país en el que, todavía hoy, una parte de las chicas jóvenes de entre 14 a 20 años subordinan su papel en la vida al del hombre; y en el que entre los chicos jóvenes de entre 14 a 20 años una elevada proporción sigue considerando a la mujer como un mero instrumento a su servicio; el esfuerzo de educar a los jóvenes en unas relaciones basadas en el respeto y la igualdad debe ser tenaz y firme. 

    Ésa es la raíz del problema, eso hay que atajarlo con la Educación; y por eso me pareció una aberración la supresión de la asignatura de 'Educación para la Ciudadanía', porque esa asignatura educa, entre otros, en esos valores precisamente.
    Pero no es tan sólo una tarea del sistema educativo, sino de todo el complejo formativo/informativo que incide en la configuración de los valores dominantes en nuestra sociedad. Si decimos que hemos perdido valores como el respeto o la igualdad, eso ¿cómo se recupera? ¿en la televisión? ¿con los videojuegos? ¿en la calle?

    ¿Cómo le vamos a pedir eso a esos chavales de 14 a 20 años que están como mucho 25 horas a la semana en el instituto? El resto de las horas están en su casa, donde puede que observen clichés machistas, o en la calle o jugando a las maquinistas o viendo series de TV, y observar igualmente roles de orientación machista en todas estas situaciones. En ese sentido, nos queda mucho por hacer para atajarlo; la igualdad en la vida cotidiana, la vida de pareja, en el entorno familiar. Esas frases de "tú recoge la mesa", "lava la ropa a tu hermano"... Es un compromiso de las familias también el que hace falta.

    Para todo ello, además, estoy convencido de que los medios de comunicación, sobre todo los audiovisuales, deben hacer una autorregulación muy severa, para fomentar y divulgar los valores que contribuyan a cambiar las cosas.

    Las instituciones que trabajan en la igualdad entre hombres y mujeres, deben llevar a cabo políticas transversales, en el sistema educativo, en los medios de comunicación de titularidad pública y en el ámbito laboral.

    Hemos de trabajar todas las personas juntas, unidas. Se trata, en suma, de un esfuerzo global, del conjunto de la sociedad, mantenido en el tiempo, sin retrocesos, para conseguir eliminar las raíces del machismo allí donde se hunden y se consolidan. De esta forma, entre todos y todas, conseguiremos avanzar en el camino de la igualdad real.

Andalucía, 17 de marzo de 2013
Manuel Gracia Navarro
Presidente del Parlamento de Andalucía

2 comentarios:

  1. Joaquín Sepúlveda17 de marzo de 2013, 20:31

    Aún queda camino por recorrer como usted dice señor Gracia. ¿Alguna iniciativa en el Parlamento al respecto?

    ResponderEliminar
  2. Hola Joaquín. Hay muchas iniciativas de este tipo, emanadas desde el Parlamento o desde otras instituciones, las cuales también apoya el propio Parlamento. Aquí, en concreto, además de una mesa redonda y una exposición con motivo del Día de la Mujer (como actos más recientes), en la Cámara se han aprobado leyes al respecto y se vela por su aplicación y desarrollo. Es el caso de la siguiente http://www.parlamentodeandalucia.es/webdinamica/portal-web-parlamento/pdf.do?tipodoc=coleccion&id=23416&cley=12

    ResponderEliminar

Los comentarios del blog son moderados. Su publicación y la posible respuesta se tramitarán lo antes posible, pero pueden demorarse hasta 24 horas. Consulta las directrices básicas de participación en este enlace.