domingo, 5 de mayo de 2013

Todos contra la exclusión social



    Las previsiones económicas y en materia de empleo anunciadas recientemente por el Gobierno de España son terribles y, al mismo tiempo, inaceptables. Muchos hogares viven hoy en día situaciones límite, y el inmovilismo que se nos transmite ante eso no es una opción; porque en algo tan delicado e importante como el trabajo y el poder adquisitivo básico en las personas hay que tomar decisiones, hay que buscar soluciones sin descanso.

    En este sentido, considero que para evitar que haya familias en situación de desamparo, es urgente impulsar un Plan Nacional contra la exclusión social para crear una red de seguridad para quienes lo están perdiendo todo en medio de esta crisis tan feroz y tan dilatada en el tiempo.

    Se hace imprescindible situar el aumento de las desigualdades en el centro del debate político; y también que las administraciones públicas asumamos la responsabilidad que nos corresponde en materia de solidaridad.

  En Andalucía, reaccionamos, intentamos dar solución a estas dificultades con actuaciones extraordinarias. La Junta, con el Decreto de Medidas Urgentes para la Lucha contra la Exclusión Social, destina 120 millones de euros extra para los colectivos más vulnerables: desempleados, menores, familias sin ingresos y mayores en situación de riesgo. El objetivo, ayudar a más de 200.000 personas que están castigados como nadie por la crisis y que tienen auténticos problemas extremos en los que peligra su propia vida digna.

    Es prioritario destinar la economía a reforzar la democracia y a evitar la exclusión social. Hay que cubrir las necesidades básicas de alimentación, cobertura sanitaria, empleo que dé algo de dinero y la dependencia.

  Apelo, pues, al esfuerzo conjunto para no dejar a nadie atrás y evitar que, cuando salgamos de la crisis, se haya generado un daño social tan costoso que sea casi irrecuperable. En estas circunstancias, no podemos quedarnos con la sola medida de pedir paciencia; lo que toca, sin duda, es actuar con urgencia.


Andalucía, 05 de mayo de 2013
Manuel Gracia Navarro
Presidente del Parlamento de Andalucía

2 comentarios:

  1. creo que estan excluyendo alos dependientes con los recortes y no pagando los atrasos que se les debe creo que ya es hora que esto se solucione muchas gracias

    ResponderEliminar
  2. Estimado Sr., Una vez visto y escuchado el informe del Defensor del Pueblo Andaluz, cualquier comentario a la exclusión se quedaría corto, lástima que dicho informe no fuese vinculante y de obligado cumplimiento para los que legislan. Por otro lado me deja perplejo con la frivolidad que los políticos califican la crisis y las necesidad que en muchos casos son extremas en empleo, viviendas y en primeras necesidades como en el alimento, que califican día si y día también como “Demagogia”;”Populismo”, cuando realmente se está atentando contra la ciudadanía para obtener un objetivo concreto. Al mismo tiempo creo que mientras no se tenga una renta básica que cubra esta exclusión no se verá salida ni social, ni económica ni política, cada vez que se habla de una renta se preguntan de dónde se saca el dinero, pues para mi está muy claro, de toda la clase política, pues es la única que no se le ha recortado en la misma proporción que a la ciudadanía, Además de grandes empresas y fortunas
    Hace falta con urgencia que La Política y los político hagan una muestra de solidaridad, por ejemplo recortar en asesores, dietas y salarios y hacer una autocrítica a la gestión realizada durante estas tres últimas década, para ver como las personas han llegado a tener menos valor que las entidades financieras incluso, llegar a entregar soberanía por dinero.
    Sr. Presidente el tiempo la buena voluntad y buenas intenciones pasó, hace falta un esfuerzo en hechos urgentes y puntuales, pues hoy que comer aunque sea una vez al día.
    Atentamente un ciudadano en peligro de extinción.

    ResponderEliminar

Los comentarios del blog son moderados. Su publicación y la posible respuesta se tramitarán lo antes posible, pero pueden demorarse hasta 24 horas. Consulta las directrices básicas de participación en este enlace.